Los recuerdos

Fotografía @rosacopado

Suele pasar. Ese abrazo después de tanto tiempo, aquel beso inesperado, el momento en el que te dan una buena noticia, una tarde de reír a carcajadas con tus amigos o el placer de disfrutar de un buen libro. Suele pasar que de esos momentos, no hay fotos ni vídeos. Porque nos centramos en vivirlos, en exprimirlos al máximo y, en este mundo tan acelerado que nos encadena a nuestros teléfonos móviles, olvidamos su existencia durante unos minutos, abriéndole paso al disfrute del presente. Y menos mal que es así. Menos mal que a veces, aunque sean pocas, centramos la mirada en lo importante y creamos de los momentos que valen la pena, aquello que nunca desaparece: los recuerdos.

Paula Pastor

“Los sueños se cumplen”.

Fotografía de Pinterest

Si fuera así de sencillo, sería aburrido. Sentarse a esperar que las cosas sucedan sin dar nada a cambio.

Pero no es así. Los sueños se cumplen si peleamos por ellos. Solo si luchamos con un objetivo fijo, podemos convertirlo en una realidad. Y eso es lo bonito, las recompensas merecidas.

Por suerte los sueños no se cumplen. Así, sin más. Los sueños los cumplimos nosotros.

Paula Pastor